Compra en nuestras tiendas

Consejos para vestir durante el embarazo

Desde el mismo instante en que te anuncian un embarazo comienza la ilusión, pero a medida de que tu cuerpo va cambiando para dar paso a una nueva vida, seguro tu ropa no te quedará. Así que es conveniente ir pensando en cómo vestirte cómodamente durante tu embarazo e inclusive después del parto, ya que es probable que no regreses de inmediato a tu talla habitual cuanto tengas a tu bebé.

En especial a partir del segundo trimestre seguramente comenzarás a ampliar tu closet con ropa de maternidad. Estos consejos pueden ayudarte a elegir lo que más necesites en estos meses.

 

Para estar cómoda y a la moda durante el embarazo:

 

La ropa interior es conveniente que sea de algodón, en la talla adecuada al crecimiento de las caderas y los senos. Los interiores deben ser cómodos de ajuste para todos los meses del embarazo. En cuanto al brassier, si puedes comprar los que te servirán también para la lactancia es mucho mejor.

 

Las pijamas de ajuste suelto y cómodo, que no tengan nada que te raspe o pueda crear irritaciones. Antes de utilizar fajas consulta con tu especialista si es adecuado para ti.

 

Los zapatos deben ser muy cómodos también y en lo posible sin tacón. En los últimos meses se te pueden hinchar los pies además de que es importante tener en cuenta que cuando tu barriga crezca mucho es difícil alcanzar o inclusive ver tus pies, por ello no es conveniente usar zapatos con cordones, ya que amarrarlos por ti sola es muy complicado.

 

Los pantalones vienen con un diseño especial que se va adaptando al crecimiento de la barriga. Puedes encontrar desde leggings hasta jeans y overoles.

 

Los vestidos son muy cómodos de usar durante el embarazo, pero los largos son los mejores para que te den más libertad de movimiento.

 

En cuanto a las blusas y camisas existe una gran variedad desde informal hasta elegantes, regularmente sueltas en el área de la barriga para que puedas moverte libremente y dar espacio al crecimiento de tu embarazo.

 

Ten cuidado de no utilizar medias apretadas, en especial cuando los pies comiencen a hincharse, puede ser doloroso.

 

Durante el embarazo tu temperatura puede variar, así que utilizar varias capas de ropa puede ayudar a que cuando sientas frío tengas un saco puesto que puedes quitarte al momento de sentir calor.

Tags:

Leave a Comment